31 ago. 2011

Encuentro mágico

Sin duda esta es una de las imágenes más bellas que he visto últimamente. Es obra del camarógrafo Marco Queral, tomada en el pacífico sur. Esta hembra de ballena jorobada mide más de 50 pies.
Al verla no he podido evitar imaginarme el paralelismo con La creación de Adán, pintada por Miguel Angel en la bóveda de la capilla sixtina.

La belleza de un timelapse

La técnica del timelapse consiste en una sucesión de fotografías tomadas cada x tiempo. Al reproducirlas de forma continua, se origina un movimiento acelerado. Cuando se es experto puede conseguirse un timlapse de gran belleza cono este del fotógrafo Randy Halverson, tomado en Dakota del Sur.

Tempest Milky Way from Randy Halverson on Vimeo.

Yo, como mucho, sólo llego a estas imágenes de prueba que tomé el otro día intentando fotografiar rayos y al final experimenté con las luces de la urbanización de enfrente de mi casa y con un farolillo de mi patio.



26 ago. 2011

Reacción de los animales ante un terremoto

En este enlace, puedes leer esta curiosa noticia sobre la reacción que tuvieron los animales del zoo de Washington, antes y después del terremoto de magnitud 5.8 que sufrió la costa este de EEUU esta semana.

24 ago. 2011

Ni en la ESO se falla tanto

Luego dicen que nuestros jóvenes aprenden cada vez menos y que el fracaso escolar aumenta, pero cuando uno se encuentra el siguiente disparate de un medio culto.... Me he encontrado esta noticia en un medio digital y nada menos que la BBC (aquí teneis la noticia). Lo copio literalmente:

El fósil de una plesiosauro embarazada revela que eran dinosaurios mamíferos

 Viernes, 12 de agosto de 2011

Un grupo de científicos de Estados Unidos descubrió la primera prueba que demuestra que los plesiosauros, dinosaurios marinos que vivieron hace 80 millones de años, parían a sus crías en lugar de empollar huevos.
Los investigadores encontraron el fósil de un embrión dentro de los restos de un ejemplar hembra de esa especie extinta.
Según el paleontólogo Luís Chiappe, director del Instituto de Dinosaurios de Los Ángeles, y su colega Robin O'Keffee, de la Universidad Marshall de Virginia, el hallazgo demuestra que esas criaturas de larguísimos cuellos no podían salir fuera del agua para poner sus huevos en la arena, como se pensaba.
Creen que es muy posible que sólo parieran una cría cada vez y se comportaran con ella de forma muy similar a como lo hacen las ballenas en la actualidad.
Ni los plesiosaurios eran dinosaurios (eran reptiles marinos y los dinosaurios nunca desarrollaron aletas para nadar) ni mamíferos. Cualquiera de mis alumnos lo sabe de sobra. Luego dicen...

4 ago. 2011

La Tierra tuvo 2 lunas (y yo sin enterarme)

dos-lunasEste artículo aparece en la revista Muy interesante:


Ahora nuestro planeta tiene un solo satélite, pero la Tierra tuvo alguna vez dos lunas hasta que una de ellas, la más pequeña, se estrelló contra su hermana mayor –25 veces más pesada– en la región montañosa lunar conocida como las tierras altas lunares, según un nuevo estudio realizado por científicos de la Universidad de California, Santa Cruz (UCSC), en EE. UU. 

El trabajo, publicado en la revista Nature, se basa en la "teoría del gran impacto", según la cual un objeto del tamaño de Marte colisionó con la Tierra en la historia temprana del Sistema Solar y los elementos expulsados se unieron para formar la Luna. El estudio sugiere que este gigantesco impacto también creó otro objeto, más pequeño, que en un principio compartía órbita con el satélite, pero que hace alrededor de 4.400 millones de años, mucho antes de que hubiese vida en la Tierra, cayó sobre ésta, que quedó cubierta de un lado por una capa de corteza sólida de kilómetros de espesor. 

Esto explicaría por qué el lado más cercano de la Luna es relativamente bajo y plano, mientras que la topografía de su cara oculta es alta y montañosa, con una corteza más gruesa. "Este estudio concuerda con lo que se conoce acerca de la estabilidad dinámica de este sistema, el proceso de enfriamiento de la Luna, y las edades de las rocas lunares", afirma el profesor de ciencias terrestres y planetarias en la UCSC, Erik Asphaug. 

Para comprobarlo, Asphaug y sus colegas crearon simulaciones por ordenador de un impacto entre laLuna y una compañera tres veces más pequeña para estudiar la dinámica de la colisión y el seguimiento de la evolución y distribución de material lunar. "En una colisión a baja velocidad, el impacto no forma un cráter y no causa fusión; en cambio, la mayoría de los materiales que chocan se amontonan en el hemisferio afectado formando una gruesa capa de corteza sólida, creando una región montañosa comparable en extensión con las tierras altas lunares del lado oculto", apuntan. 

El modelo también podría explicar las variaciones en la composición de la corteza de la Luna, que está dominada en su lado más cercano por terreno relativamente rico en potasio (K), elementos de tierras raras (RE), y fósforo (P), denominadas rocas KREEP. Estos elementos, así como el uranio y el torio, se concentrarían en el océano de magma que se solidificó bajo la corteza de la Luna. Existen otros modelos para explicar la formación de las montañas lunares, entre ellos uno publicado el año pasado en la revista Science, que sugiere que fueron las fuerzas de la marea, en vez de un impacto, las responsables del grosor de la corteza lunar.