8 feb. 2010

Excursión al río Lobos


El pasado jueves, con 90 alumnos, 4 profes y un tiempo más apacible de lo previsto, nos hemos aventurado en el cañón del río Lobos, en Soria.
Los momentos en el autocar han sido pletóricos, con el despliegue contínuo de mi colega Paco. Es inagotable, no me extraña que los alumnos le aprecien tanto.
Aunque no teníamos previsto parar en Burgo de Osma, ha merecido la pena. La catedral, el caldito caliente..., memorables.
Ya en el cañón, los buitres y las sabinas no nos han defraudado. Mis chicos también han estado a la altura, sin una mala cara, pese a la llovizna.
La quietud del paisaje, entorno a la ermita, me sigue sobrecogiendo, pese a ser un viejo conocido. La pena ha sido la breve estancia, pero me gustaría pensar que el cañón les ha cautivado. Desde luego, estos templarios sabían elegir los sitios, aunque lo de las corrientes telúricas me recuerda más a los Na´vi de Avatar, que a otra cosa.
Luego, los chistes (uno de ellos con mucho éxito, por cierto), cánticos, bailes, etc. han marcado el resto.

3 comentarios:

Javier Dominguez dijo...

una excursión muy buena nacho, a mi personalmente me encanto, también el viaje a la vuelta fue muy bueno ja ja ja, que risas nos echamos, el chiste me lo tienes que recordar que no se cual fue el mejor je je je, para mi lo mejor del bus fue lo de el "himno del alumno" por Paco je je je, estuvo muy bien;
respecto a la lluvia fue un pequeño incordio, comparado con lo buena que fue la excursión; las salidas así bien hechas como estas suben mucho la moral, e incluso te impulsan un poco, aunque sea poco, a salir de las redes sociales y buscar información sobre el tema hablado.

Felicidades por la exucursión, a ti y a los demás profesores que como tu combirtieron un dia que podia haber sido muy cansado y aburrido (a quien le importan los buitres xD)en un dia muy interesante.

Salu2

lidiaaa dijo...

Nacho se te a olvidado mencionar tu maravillosos cantos ...jajaja...
a pesar de la lluvia estuvo genial sobre todo ir viendo cosas que con la familia no se ven, como que antes era un fondo marino o la historia del cañon.
cuando entramos en la cueva fue imposible oir a los murcielagos que alli se encontraban por los multiples chillidos de las personas al encontrarse a oscuras.
y por el camino no poder oir a los pajaros carpinteros que alli se encontraban.
pero el regero a casa fue como una visita a un manicomio; personas cantado, bailando, chillando... en fin que casi Paco se escalabra...
y otras personas en sus asientos diciendo: ¨¡¡ donde me he metido!!¨
jajaja nacho esto ay que volver a repetirlo.
Besitos.

Nacho Pérez dijo...

Todavía me estoy recuperando del shock. Es la primera vez que tengo que ir en el autocar más pendiente de otro profe, que de todos los alumnos que van en él.
Da gusto encontarse todavía con gente sana(de espíritu, porque lo que es a nivel pulmonar...) y transparente como Paco.